Recent Posts
Featured Posts

Y tu vida…


Octubre es un mes importante puesto que nos prepara para el fin de año, es la pequeña antesala que precede a la tan esperada navidad, es mi costumbre realizar un análisis de lo que hasta estas fecha he realizado; comparto con ustedes mi reflexión personal acerca de la vida que posiblemente cada uno de nosotros llevamos.



A veces no nos damos cuenta de que los pequeños detalles de la vida son los más importantes y nos perdemos en querer hacer más, trabajar, ahorrar, adelgazar, etc., nos empeñamos en cosas que ya no pueden o ya no deben ser, y eso termina muchas veces convirtiéndose en obstáculos para una vida mejor; y nos olvidamos de lo que sí nos causa felicidad y satisfacción casi inmediata,


me refiero a tomarnos el tiempo, y no me refiero a largas horas, sino a instantes de nuestra ajetreada vida, para contemplar una hermosa mañana, beber una buena taza de café, disfrutar la compañía de nuestros seres amados, y de los compañeros de trabajo, en fin podría enumerar una a una de las miles de acciones que no hacemos por estar en afanes que nos llevan a veces a complicarnos la vida, a frustrarnos porque nos aferramos a conseguir imposibles en todo sentido, y así sin sentirlo los años pasan y no hay marcha atrás, y el tiempo no perdona, hoy casi llegando a mis 40 años, pienso que todo es importante pero no tanto como para dejar mi vida en ello, amo lo que hago pero sé cuándo decir: Calma, Relájate, Respira, me cuesta no lo niego pero cada año lo intentó manejar mejor, como todos anhelo tener lo máximo en mi vida, vivir bien, aparentemente, pero entendí que no a costa de mi salud, y en especial de mi salud mental.


Hoy ya no me aferro a lo material, busco tener lo necesario para vivir, pero sin excesos me refiero a no sobre endeudarse por comprar carros de lujo, ropa costosa, comidas en los lugares de moda, entendí que si bien es cierto es bueno obtener lo mejor, no lo es si esto me traerá consecuencias luego como el estrés o ansiedad por no tener efectivo para cubrir el gasto.


He aprendido también que el mejor trabajo es aquel que realmente amas, no el que mejor te paga; tu vocación pues se convierte en tu pasión y en esa fuerza para salir adelante, para levantarte con ánimo cada día y sentirte bien en armonía con el universo. No busques trabajos por dinero, ganar bien creo que nos gusta a todos, pero no a costa de nuestra frustración, y encasillamiento solo porque para eso específicamente crees estar preparado, el ser humano es multi vocacional, te lo digo con experiencia de vida, basta hacer algo que te satisfaga y veras que el dinero llega quizás hasta más de lo

que se espera, pues si somos buenos en lo que hacemos, se notara la diferencia en nuestro servicio y esto hará que las personas reconozcan nuestra labor y crezca la clientela, si decides emplearte procura que el ambiente del lugar sea afín contigo o adáptate porque si no de nada servirá que digas trabajo para tal empresa y sea notoria tu inconformidad, o malestar por el ambiente, horarios, etc. O que cada vez que vayas camino al trabajo parezca que vas a la peor de las torturas, si fuese así crees que vale la pena seguir ahí, es probable que digas que sí y es entendible, le tenemos miedo a lo nuevo a probar algo diferente pero piensa ¿vale la pena por tu salud emocional someterte a ello? Ninguna cantidad económica vale más que el estar bien, personalmente pienso que es mejor ganar menos y ser feliz que ganar mucho y ser infeliz por no realizar lo que nos gusta.

Y es así de esta manera que les comparto como veo la vida, obviamente siempre habrá dificultades de todo tipo pero todo es superable y pasa tarde o temprano, lo que importa es no rendirse, sino seguir caminando.

Archive
Search By Tags
Follow Us
  • Facebook
  • Instagram
  • Twitter

© 2020 Producida por Fornes & Miranda Enterprises, LLC.

  • w-facebook
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Clean
  • w-youtube
  • W-Pinterest