© 2020 Producida por Fornes & Miranda Enterprises, LLC.

  • w-facebook
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Clean
  • w-youtube
  • W-Pinterest

April 6, 2019

Please reload

Recent Posts

Todo sobre Fajas o Shapewear

May 25, 2020

1/10
Please reload

Featured Posts

 

Director: Roar Uthaug

Libreto: Geneva Robertson-Dworet; Alastair Siddons; Evan Daugherty

Elenco: Alicia Vikander; Dominic West; Walton Goggins; Daniel Wu; Kristin Scott Thomas; Derek Jacobi; Alexandre Willaume; Nick Frost

 

Vivimos en tiempos en que las adaptaciones cinematográficas de los comic books (principalmente los que tienen que ver con superhéroes) dominan el calendario anual de estrenos y las ganancias en la taquilla mundial. Pero hay otra fuente creativa que ha tratado de emular lo que se ha hecho con las adaptaciones de comic books, y me refiero a los videojuegos. Hoy día la industria de los videojuegos es una de las formas de entretenimiento más populares en el mundo. La venta de consolas como PlayStation, Nintendo y XBox, junto con la venta de juegos para esas consolas y juegos hechos para computadoras y teléfonos celulares, generan billones de dólares al año. Los fans de los videojuegos se conocen como 'gamers' y dedican gran parte de su tiempo a jugar la gran variedad de juegos que existen. Incluso hay 'gamers' profesionales que se dedican a competir en eventos centrados en los videojuegos más populares en los que los ganadores obtienen premios de cientos de miles de dólares. En sus inicios, los videojuegos eran simples como 'Pac-Man', 'Donkey Kong' y 'Frogger' (el juego de la rana que debe cruzar calles con tráfico). Al pasar los años y mientras la tecnología fue progresando, la complejidad de los juegos fue evolucionando. No sólo la calidad de las gráficas fue mejorando sino que los juegos comenzaron a incluir historias cuya progresión dependía de que el jugador fuera dominando los distintos niveles del juego. Ya no era sólo cuestión de rescatar a la princesa del gorila o del dragón o de cruzar la calle sin que te aplastara un carro. Juegos como 'Zelda', 'Starfox', 'Contra', 'Mega-Man', 'Castlevania', 'Metroid', 'Final Fantasy' se basaban en mundos cuyas historias y personajes podrían ser de fantasía hasta ciencia ficción. De la misma manera en que se pensó que las historias y personajes de los comic books eran lo suficientemente buenos como para hacer películas basados en estos, se consideró hacer lo mismo con las historias y personajes de los videojuegos. En la década de 1990 comenzaron a estrenarse varios filmes basados en videojuegos, entre estos: 'Super Mario Bros. (1993), 'Double Dragon' (1994), 'Street Fighter' (1994), 'Mortal Kombat' (1995), 'Mortal Kombat: Annihilation' (1997) y 'Wing Commander' (1999). Ninguno de estos filmes se consideró exitoso al ser vapuleados por las críticas a la vez que sus ganancias en la taquilla fueron pobres. Desde ese momento al presente prácticamente todas las películas basadas en videojuegos se han catalogado desde mediocres hasta terribles. A pesar de que los videojuegos contienen una gran variedad de géneros (acción, fantasía, ciencia ficción, deportes), y que se podría asumir que el nivel de creatividad y calidad de las adaptaciones podría ser muy diversa, la realidad es que el patrón ha sido que la gran mayoría de las adaptaciones no ha logrado traducir eficientemente las premisas y conceptos de las historias de estos juegos a la pantalla grande. El éxito taquillero de varios de estos filmes no ha sido tan malo. 'Warcraft' (2016) obtuvo más de $400 millones en la taquilla; la franquicia de 'Resident Evil' ha generado casi $1 billón con sus cinco filmes; 'Assassin's Creed' (2016) ganó más de $240 millones y 'Prince of Persia: The Sands of Times' (2010) ganó más de $330 millones. Sin embargo, ninguna de estas obtuvo buenas críticas ni causó furor entre la fanaticada. Debido a la tendencia evidente de adaptaciones de videojuegos con resultados pobres, existe la noción de la 'maldición de los videojuegos' en el cine. Aunque no creo en maldiciones, no puedo negar que en efecto la gran mayoría de los filmes en este subgénero han sido malos. Si tú conectas dos o tres hits en veinticinco turnos no te puedes considerar buen bateador. ¿La maldición de los videojuegos en el cine continuará o al fin se producirá un filme que se pueda considerar bueno, decente o hasta excelente?

 

Recientemente estrenó en los cines 'Tomb Raider' que es una adaptación de una de las franquicias de videojuegos más populares y exitosas de la industria. Esta franquicia se basa en las aventuras de Lara Croft quien es una arqueóloga británica que se dedica a la exploración de tumbas y lugares antiguos en su búsqueda de artefactos de valor incalculable. En los juegos como tal, el jugador controla a Lara Croft mientras va enfrentando peligros y enemigos además de resolver acertijos.

Croft se destaca por ser muy atlética, es apta en la defensa personal, domina varios idiomas, es experta con el arco y la flecha, y sabe manejar armas de fuego. Su característica más relevante es su determinación para cumplir sus metas. Ella es la heredera de la fortuna de la familia Croft y con su dinero financia sus misiones arqueológicas. También puede costear el acceso a armas y tecnologías avanzadas. Son obvias las similitudes Lara Croft con Indiana Jones y James Bond, pero las aventuras de Croft y los juegos han evolucionado de tal modo que este personaje se distingue por sí sola y no está bajo la sombra de nadie. El primer juego salió a la venta para computadoras y consolas en 1996. En total se han producido diecisiete juegos sobre esta franquicia. Los dos

juegos más recientes son 'Tomb Raider' (2013) y 'Rise of the Tomb Raider' (2015). Estos dos juegos sirvieron de reboot (reiniciar) la franquicia en los que se le añadieron o modificaron varios elementos a la historia y los personajes. A finales del 2018 saldrá a la venta otro juego más titulado 'Shadow of the Tomb Raider' el cual es una continuación del reboot. Era inevitable que un juego tan popular se adaptará al cine. Tal cosa ocurrió en 2001 con el estreno de 'Tomb Raider' protagonizada por Angelina Jolie en el rol de Lara Croft. Desde el primer instante en que se planteó la adaptación del juego la opinión general e indiscutible de los fans fue que Angelina Jolie era la mujer perfecta

para encarnar a Croft y no fue necesariamente por sus dotes histriónicas. Los fans, ya sea de novelas, videojuegos o comic books, son muy celosos con la exactitud con la que se adaptan sus historias y personajes favoritos. Para algunos es inconcebible e intolerable cuando el cine no adapta fielmente la apariencia y personalidad de los personajes. Jolie tenía todos los atributos en términos de apariencia lo que generó una gran expectativa. La película como tal tuvo una recepción no muy buena y sus ganancias en la taquilla no fueron impresionantes aunque sí suficientes como para asegurar una secuela. Tal secuela fue 'Tomb Raider: The Cradle of Life' (2003) nuevamente con Angelina Jolie como Lara Croft. La crítica fue más dura con esta secuela y los ingresos en la taquilla fueron menores a las de su predecesora. Esa falta del éxito esperado provocó que se desistiera de hacer más secuelas con Jolie. No fue hasta el 2011 que la casa

productora GK Films adquirió los derechos cinematográficos de la franquicia y luego del éxito del reboot en los videojuegos fue que se comenzó la pre-producción de un reboot en el cine. La gran pregunta era quién iba a encarnar a Lara Croft de manera que igualara o sobrepasara la impresión dejada por Angelina Jolie. La elección fue la sueca Alicia Vikander quien ganó el oscar a la mejor actriz por su labor en 'The Danish Girl' (2016).

 

El nuevo reboot fílmico de 'Tomb Raider' es una adaptación del reboot del videojuego, específicamente el juego del 2013. Esta historia presenta a la joven de 21 años Lara Croft (Alicia Vikander) quien quedó huérfana siete años luego que su padre Lord Richard Croft (Dominic West) no regresara de un viaje que este hizo a Japón. Ante su desaparición se asume que murió por lo que Lara heredaría la fortuna de la familia Croft y tendría derecho a tomar control de la compañía multibillonaria de la familia Croft. Lara se negaba a aceptar la muerte de su padre por lo que rehusaba aceptar

la herencia a pesar de la insistencia de Ana Miller (Kristin Scott Thomas) quien era la mano derecha de Richard Croft en la compañía. Pero Ana y su abogado le dejan saber a Lara que si no acepta su herencia perdería derecho a esta incluyendo la mansión en la que se crió y tiene un valor sentimental importante. Lara acepta la herencia y como parte de esta recibe una llave que le da acceso a una oficina secreta ubicada en la mansión. En dicha oficina Lara descubre que su padre le dejó

una grabación en la que le dice que viajaba a Japón para encontrar la tumba de la reina Himiko de una leyenda japonesa. La leyenda dice que Himiko era poseedora de un gran poder destructor y que su cuerpo fue ubicado en una isla llamada Yamatai. Lara decide viajar a Yamatai siguiéndole los pasos a su padre. Lara descubre que su padre abordó un barco en Hong Kong que lo llevó a Yamatai navegando el peligroso mar del Diablo. Lara logra que el dueño del barco Endurance, Lu Ren (Daniel Wu), la lleve a la isla a la que llegan luego que el barco se hunde en una tormenta. Una vez en la isla, Lara encuentra que un grupo de mercenarios comandados por Mathias Vogel (Walton Goggins) también están buscando la tumba de Himiko con propósitos siniestros. Es ante esa circunstancia que Lara Croft debe enfrentar la posibilidad de no encontrar a su padre y de tener que detener a un grupo cuyas acciones pueden tener repercusiones negativas y poner en riesgo la vida de muchas personas.

 

Esta nueva versión de Tomb Raider se beneficia de ser la adaptación del reboot del 2013. Ese reboot fue un 'origin story' que le hizo varios cambios al 'mythos' (mitología) ya establecido en los juegos anteriores. Las dos películas que protagonizó Angelina Jolie se enfocaron en una Lara Croft ya desarrollada como arqueóloga con experiencia en diversas misiones. Al presentar a una Lara Croft joven y sin experiencia la audiencia puede ver crecimiento y maduración del personaje, algo que no se vió en los filmes anteriores. Otra cosa que benefició a este reboot es que pone casi ningún énfasis en la sexualidad de la protagonista. Desde que se volvió popular el primer videojuego, el personaje de Lara Croft ha sido un símbolo sexual por la apariencia física con que fue creada/diseñada. Aparte de su apariencia física, mucho/as gamers encuentran muy sexy y atractiva a un personaje femenino que es una aventurera y heroína de acción. Hay gente que hace un fetiche de cualquier cosa. La sensualidad de Jolie fue central en sus películas lo que no ocurre con Vikander en este reboot. El hecho es que la película se enfocó más en el desarrollo emocional de Lara y en el descubrimiento de su pasión/vocación por las aventuras arqueológicas que en presentarla como una modelito sexy que resulta ser también una heroína de acción. El éxito de cualquier filme de Tomb Raider depende en lo absoluto de cómo se presenta a Lara Croft. La presencia de Angelina Jolie fue lo que logró el éxito moderado de que obtuvo sus filmes de Tomb Raider. Sin ella esas películas se habrían estrellado estrepitosamente. En ese entonces Jolie estaba despuntando como una de las estrellas más populares

de Hollywood. Hay que decir que Alicia Vikander, con todo y oscar ganado, no tiene aún el aura y la presencia de una Angelina Jolie. Vikander ha aparecido en varios filmes de acción como lo son 'The Man From U.N.C.L.E.' (2015) y 'Jason Bourne' (2016). También protagonizó 'Ex-Machina' (2014) que es una de las mejores, si no la mejor, película de ciencia ficción de lo que va del siglo 21. Sin embargo, todavía no ha alcanzado el nivel de reconocimiento y popularidad que una vez tuvo Jolie. En mi estimación eso beneficia a la nueva versión de Tomb Raider porque no existe la expectativa de que ella sea igual a Angelina Jolie. Al contrario, la adaptación al ser del 'origin story' de Lara Croft eso ayuda a que la audiencia acompañe a Vikander en el desarrollo de la madurez y

habilidad de su versión de Lara. Algo similar ocurrió con el Batman de Christian Bale en la trilogía de 'The Dark Knight'. Bale no era un actor muy conocido ni popular, pero al ver cómo se desarrolló y creció en esa trilogía de Batman ahora este actor británico es uno de los individuos más conocidos y respetados de la industria. El resultado puede ser igual para Alicia Vikander si su película tiene el éxito necesario para garantizar una o varias secuelas que le permitan crecer aún más en su personaje. Afortunadamente para ella su filme 'Tomb Raider' es bueno y supera en casi todos los aspectos los dos filmes de Angelina Jolie. La historia está bastante contenida y no se complica demasiado con elementos fantasiosos, romances u otras cosas que desvíen la atención de la esencia de la historia. Se presentan muy buenas escenas de acción (aunque el

shacky cam y la falta de claridad en algunas imágenes fue un poco molesto). El atletismo de Vikander le ayuda a ser creíble cuando hace sus 'stunts' en particular el uso del arco y la flecha. También la relación entre Lara y su padre Richard se siente genuina lo que ayuda al impacto emocional de los sucesos en el filme. El elenco en general está ok, nada especial a excepción de Vikander. Como dije, el éxito de cualquier adaptación de Tomb Raider vive y muere con su protagonista, y Vikander cumple su rol honorablemente para adueñarse del personaje de Lara Croft.

 

Este reboot fílmico de 'Tomb Raider' es el típico 'origin story' de una heroína de acción. Es una película convencional con buena acción, una partitura musical excelente y efectos especiales decentes. También es el típico filme que sirve como primer episodio para lo que potencialmente será una franquicia de varias películas. La palabra clave es 'típico'. El detalle importante está en que esta película al ser buena, no genial sino buena, sobresale por mucho

porque pertenece al género de las adaptaciones de los videojuegos. Como la norma es que las adaptaciones de videojuegos son malas y hasta terribles, el hecho de que 'Tomb Raider' sea buena hace que trascienda el estereotipo y quiebre el patrón de mediocridad de las adaptaciones de videojuegos. Hasta ahora, 'Tomb Raider' es la

adaptación de un videojuego con mejor aceptación de la crítica. Y ya el consenso es que este filme supera a los de Angelina Jolie. Es satisfactorio ver un filme que supera las expectativas ya que eso abre las puertas para que más historias sean presentadas expandiendo el 'mythos' de una franquicia que, sea uno un gamer o no, llama la atención por el alto nivel de entretenimiento que ofrece. Y como he dicho antes, en lo que respecta a la apreciación de películas, yo valoro el factor entretenimiento sobre todo lo demás.

 

Score: 7/10

 

*Para más contenido sobre cine y televisión pueden visitar el grupo 'Cinéfilo sin remedio 2.0' en Facebook.

 

*Las imágenes provienen de www.imdb.com; www.screenrant.com; www.ecosia.org

Please reload