© 2019 Producida por Fornes & Miranda Enterprises, LLC.

  • w-facebook
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Clean
  • w-youtube
  • W-Pinterest

April 6, 2019

February 13, 2019

December 31, 2018

Please reload

Recent Posts

Memorial Day Makeup!

May 26, 2019

1/10
Please reload

Featured Posts

Para una larga vida…una caminata.

 

En estos días por cuestiones de salud y laborales, he regresado a la buena práctica de la caminata casi diaria, y es increíble como esta actividad puede traernos grandes beneficios para nuestro cerebro y la salud en general, empecé a notar desde las primeras semanas los cambios en mi cuerpo, y en mi funcionamiento cerebral y me pareció interesante adentrarme un poco más en los beneficios de esta actividad, pues según la neurociencia la actividad física constante garantiza una mejor salud no solo física sino también cerebral, por ello les comparto algunos de los beneficios de mantenerse activo físicamente: 

 

Ayuda al proceso de la neurogenesis

Este es el proceso que realiza nuestro cerebro el cual permite la aparición de nuevas neuronas y células gliales en el encéfalo, ayudando grandemente a la plasticidad cerebral, esto moldea adecuadamente la conectividad neuronal relacionada a las necesidades del individuo durante toda su vida, permitiendo un mejor procesamiento de las experiencias de quien lo practique, de manera tal que se considera que influye directamente en el hipocampo, lo que permite mejorar los procesos de aprendizaje, además de prevenir el aparecimiento de enfermedades mentales, tales como la depresión o la demencia. 

 

Evita la depresión 

Parece increíble pero lo he experimentado, el estado de animo cambia al caminar, al hacer algun tipo de actividad física y es que se produce el efecto antidepresivo pues está relacionado con la serotonina, un neurotransmisor que influye en nuestro estado de ánimo, ansiedad y felicidad. 

También, como decíamos antes, con la generación de nuevas neuronas, por lo que parece tener influencia en la plasticidad y mantenimiento del cerebro.

El ejercicio físico no solo ayuda a tratar la depresión, también a prevenirla. Precisamente porque uno de los síntomas de la depresión es la apatía y la inapetencia de actividad física, es recomendable hacer ejercicio como hábito cotidiano, de forma que ayude a reducir el riesgo en personas con propensión a esta enfermedad.

 

*Imágenes provistas por: pixabay.com

 

Please reload

Please reload