Recent Posts
Featured Posts

Película: Solo – A Star Wars Story


Director: Ron Howard

Libreto: Jonathan Kasdan; Lawrence Kasdan

Música: John Powell

Elenco: Alden Erenreich; Woody Harrelson; Emilia Clarke; Joonas Suotamo; Donald Glover; Thandie Newton; Phoebe Waller-Bridge; Paul Bettany; John Favreau; Erin Kellyman


Hace mucho tiempo en una galaxia muy lejana llamada Hollywood había un director de cine joven llamado George Lucas. Este fue el creador de lo que hoy es quizás la franquicia cinematográfica más popular e influyente de la historia del cine y de la cultura popular en general. A mediados de la década del 1970 Lucas estaba preparando lo que sería la producción de su película titulada 'Star Wars' (años después se le añadiría al título 'Episode IV A New Hope'). Como parte de la pre-producción Lucas necesitaba elegir a los actores y actrices que formarían parte del elenco del filme. Como parte del proceso de 'casting' (elección de actores y actrices) se fueron eligiendo caras conocidas y no muy conocidas para los distintos roles protagónicos y secundarios. Entre las caras conocidas estuvieron el ganador del oscar Sir Alec Guinness para el rol del maestro Jedi Obi-Wan Kenobi y el reconocido actor británico Peter Cushing para el rol del líder imperial Grand Moff Tarkin. Para tres roles protagónicos Lucas quería elegir caras noveles y jóvenes. Para los roles de


Luke Skywalker y de la princesa Leia Organa se eligieron a Mark Hamill y a Carrie Fisher respectivamente. El tercer personaje del trío de protagonistas era el del piloto y contrabandista espacial Han Solo. Cuenta la leyenda que uno de los actores considerados originalmente para ese rol fue Harrison Ford. Lucas decidió no elegirlo inicialmente porque no era lo suficientemente desconocido. Resulta que Ford fue parte del elenco del filme escrito y dirigido por George Lucas 'American Graffiti' (1973) el cual fue un filme muy exitoso. Aunque Ford no fue protagonista de ese filme Lucas prefirió buscar otras opciones con menos experiencia. Pero el destino (o quizás la Fuerza) tenía otros planes e intervino en el asunto. Como parte del casting para los roles de Luke Skywalker y Leia Organa, Lucas y las personas a cargo del proceso de audiciones necesitaban a alguien que leyera el diálogo del personaje de Han Solo y que interactuara con actores y actrices audicionando para los otros papeles protagónicos. Se le pidió a


Harrison Ford que realizara esa labor. Durante esa época, Ford ya tenía cierta experiencia como actor aunque no encontraba mucho trabajo constante. Para poder generar ingresos Ford hacía trabajos de carpintería. Audicionaron para el rol de Han Solo actores jóvenes para entonces (hoy muy famosos) como Kurt Russell, Al Pacino, Christopher Walken y Billy Dee Williams (quien sería elegido para el rol de Lando Calrissian para los Episodios V y VI). La impresión que dejó Harrison Ford al leerle las líneas a quienes audicionaron para los otros roles fue tan positiva que George Lucas decidió finalmente elegirlo para que interpretara a Han Solo. En 1977 estrenó en los cines 'Star Wars' y el éxito fue de tal magnitud que causó un cambio de paradigma en la industria del cine. Fue el papel que catapultó a Harrison Ford a la fama mundial y le abrió las puertas para protagonizar clásicos del cine como 'Blade Runner'(1982), 'Raiders of the Lost Ark' (1981), 'The Fugitive' (1993) entre otros. Cuando se habla de Harrison Ford es inevitable pensar en Han Solo y en Indiana Jones, pero fue el primero de ambos personajes el que lo convirtió en un ícono de la cultura popular.



Ya es harto sabido que en el 2012 la corporación Disney le compró a George Lucas los derechos de propiedad de la franquicia de Star Wars y todo lo relacionado con esta. Disney adquirió la franquicia por $4.06 billones de dólares. Cuando una compañía gasta tanto dinero comprando algo no es para protegerlo para la posteridad y no hacer algo con eso. Era más que obvio que Disney iba a revivir la franquicia para tratar de recuperar su inversión y generar ganancias a la larga. La industria del cine es un negocio que se alimenta de las fantasías y el apego de los fanáticos por lo que el ofrecimiento de productos relacionados a una franquicia tan popular es inevitable. Una vez Disney reorganizó el estudio Lucasfilms al nombrar como presidente a Kathleen Kennedy, se anunció que se produciría una trilogía de filmes que sería una secuela de la trilogía original. Esta serie nueva de películas introduciría a personajes nuevos y a la vez traería de vuelta a los personajes de la trilogía original. Estas películas fungirían como una continuación de la historia que comenzó con 'Episode IV A New Hope', continuó con 'Episode V The Empire Strikes Back' y culminó con 'Episode VI Return of the Jedi'. A la misma vez la secuela nueva sería un 'pase de antorcha' de la generación original de personajes a la generación nueva. En 2015 estrenó 'Episode VII The Force Awakens' y fue un éxito rotundo que tuvo un buen balance entre los personajes nuevos y los originales todos formando parte de una historia que comenzaría la nueva expansión y reinicio del mythos de Star Wars. Harrison Ford retornó para ser una vez más Han Solo. La historia de 'Episode VII' colocó a Solo en


una situación particular cuando el hijo que tuvo con Leia Organa, Ben Solo, era el villano sensitivo al poder de la Fuerza y que sucumbió al lado oscuro de la misma. Como ya se sabe, Ben Solo mata a su padre Han Solo cuando este trataba de convencer a su hijo de retornar a la luz. La muerte de Han Solo no sólo representó un momento icónico en el mythos de Star Wars sino que también representó el cumplimiento de un deseo que tenía Harrison Ford. Cuando llegó el momento de filmar 'Return of the Jedi' en 1982 para así concluir la trilogía original, Ford le pidió a George Lucas que incluyera como parte de la historia que Han Solo muriera. Ford entendía que la muerte de forma heróica de su personaje sería la mejor manera de cerrar su 'story arc' (historia del personaje). Pero George Lucas se negó a satisfacer tal petición. Tres décadas después se le cumpliría el deseo a Ford cuando Han Solo muere de 'manera muy dramática. El consenso es que la labor de Ford en 'The Force Awakens' fue su mejor actuación en ese rol dándole así un final digno a un personaje tan admirado. Pero el concepto “final” en la industria del cine es muy fluído y es como el futuro según le dijo Yoda a Luke, “impredecible y siempre en movimiento.”


Además de la trilogía nueva que continúa la saga de Star Wars, Disney y Lucasfilms anunciaron que producirían una serie de filmes paralelos de la saga principal. Estos filmes serían spin-offs y/o precuelas que conformarían una antología de películas. Al igual que el Marvel Cinematic Universe, todos los filmes nuevos serían parte de un mismo universo y todos estarían conectados de una manera o de otra. El primer filme que vió la luz como parte de la antología de producciones nuevas lo fue 'Rogue One: A Star Wars Story' la cual estrenó a finales del 2016. Esta película fue un gran éxito al ser mucho mejor de lo que muchos anticiparon. Este este éxito alentó a Lucasfilms/Disney a continuar con su plan y de ese modo anunciaron que la próxima película que sería parte de la antología sería una que se basaría en los orígenes de Han Solo. Hubo mucha excitación ante el prospecto de tal proyecto, pero a la misma vez hubo mucho escepticismo especialmente de los fanáticos más acérrimos de la franquicia. La oportunidad de ver más películas de Star Wars es algo que a todo el mundo le fascina, pero la idea de que se 'revise' o 'trastoque' un personaje tan querido es algo que a mucha gente le causa grima y desazón. La historia y personajes de Star Wars es una que ya tiene cuarenta años de existencia. Su mitología no sólo está compuesta de las películas que todos conocemos sino que también incluyen series de televisión, comic books, juegos de vídeo, novelas y otros medios creativos cada uno aportando al canon de la franquicia. A ese canon, que se le conocía como el Star


Wars Expanded Universe (SWEU), se le añadieron personajes nuevos y se desarrollaron aún más los personajes conocidos incluyendo a Han Solo. Los fans consumieron por muchos años estas novelas, comic books, etc. y aceptaron el canon del Expanded Universe como palabra bíblica. Pero Lucasfilms/Disney tomó la decisión de no considerar al Star Wars Expanded Universe como el canon oficial y renombrarlo como 'Legends'. La idea tras esto es que las producciones nuevas no estén limitadas ni obligadas a adaptar todas la historias que ya eran parte del SWEU. La estrategia es una inteligente porque así tienen más libertad creativa. El problema está en que los fans estaban muy apegados al canon del SWEU que ahora se denomina 'Legends'. Era como haber vivido por cuarenta años y de pronto tener que cambiar de personalidad y tener que decirse a uno mismo que las memorias de esa vida son falsas. Ese escenario no es agradable. Un ejemplo de la situación creada por el cambio de canon lo es la trilogía de novelas sobre Han Solo publicadas entre 1997 y


1998. Estas novelas fueron escritas por la autora Ann C. Crispin y exploran la vida de Solo antes de los acontecimientos de la película original. Los títulos de estas novelas son 'The Paradise Snare', 'The Hutt Gambit' y 'Rebel Dawn'. Para los fans los detalles sobre la vida de Han Solo contenida en estas y otras novelas era letra sagrada. La decisión de Lucasfilms/Disney de crear un canon nuevo y de producir una película sobre el origen de Han Solo significaba que los fans tenían (y tienen todavía) que ajustarse a una realidad nueva. Ahora la pregunta sería quién sería el actor que interpretaría la versión joven de Han Solo y quien dirigiría la película. El actor escogido para ser el nuevo Han Solo fue Alden Erenreich. Algunos lo vieron como una buen selección y otros no tanto. Su actuación en la película de los hermanos Cohen 'Hail, Ceasar!' (2016) fue suficiente para convencer al estudio de que era la persona ideal para un rol tan importante. Para la dirección del filme se escogieron a los directores Phil Lord


y Christopher Miller. Lord y Miller usualmente trabajan juntos y son reconocidos por ser los directores de las películas animadas 'Cloudy with a Chance of Meatballs' (2009) y 'The Lego Movie' (2014). También fueron los directores de las comedias '21 Jump Street' (2012) y '22 Jump Street' (2014). La elección de estos directores fue bien recibida aunque levantaba un poco de suspicacia debido a que estos se caracterizan por dirigir y escribir comedias. La franquicia de Star Wars no se reconoce por ser una muy cómica. Sus historias contienen humor, pero no al nivel de llegar a la comedia. Muchos insinuaron que el estudio haber escogido a Lord y a Miller se debía a que Lucasfilms/Disney quería que el filme de Han Solo fuera similar en tono al éxito de Marvel 'Guardians of the Galaxy' (también propiedad de Disney). Esa posibilidad era interesante, pero generó algo de dudas porque ese tono se alejaría de la establecido por la franquicia durante toda su historia. Una vez comenzada la producción y filmación del filme comenzaron a correr rumores de varias complicaciones. Primero, se escuchaba que el estudio no estaba satisfecho con la labor de Alden Erenreich y, segundo, también se escuchaba que habían diferencias creativas entre los directores y el estudio. Esas diferencias


creativas resultaron en que el estudio despidiera a Lord y a Miller y optara por sustituirlos. La noción de que el estudio quería un filme similar a 'Guardians of the Galaxy' resultó errada. Según se reportó, fueron Lord y Miller los que durante la filmación se fueron desviando del libreto escrito por el veterano Lawrence Kasdan (escritor de los libretos de 'The Empire Strikes Back' y 'Return of the Jedi') y si hijo Jonathan Kasdan. Los directores pretendían añadir más comedia a la historia preestablecida e instaban al elenco a improvisar durante la filmación. Eso no fue del agrado del estudio y sus ejecutivos por lo que decidieron dejar ir a Lord y a Miller y sustituirlos por el director veterano Ron Howard. Howard es un destacado director responsables de múltiples éxitos como 'Apollo 13' (1995), 'A Beautiful Mind' (2001), 'The DaVinci Code' (2006), 'Angels & Demons' (2009), entre otros. Este ganó los oscars al mejor director y mejor película por 'A Beautiful Mind'. La opinión general es que Howard fue una buena selección, pero el hecho de que se iban a filmar nuevamente muchas escenas (reshoots) y a cambiar


mucho de lo ya filmado durante los cuatro meses que Lord y Miller estuvieron a cargo fue motivo razonable para temer que el resultado final sería uno negativo. Teniendo como ejemplo lo que ocurrió con 'Justice League' (2017), en el que su director original Zack Snyder tuvo que ser sustituído por Joss Whedon (quien realizó reshoots y cambió gran parte de la historia), habría razones comprensibles para preocuparse. Ante esas circunstancias adversas y ante la presión de una de las fanaticadas más exigentes de la cultura popular sólo quedaba una pregunta por contestar... ¿Sería esta versión nueva de Han Solo bien acogida por la fanaticada y los críticos o sería el primer traspié de Lucasfilms/Disney en sus planes de emular el modelo de Marvel con la expansión de la franquicia de Star Wars?


Ya está en los cines 'Solo: A Star Wars Story' que es la oferta nueva del renacimiento de Star Wars bajo la tutela de Disney. 'Solo' presenta los orígenes de quien se convertiría en uno de los pilotos y contrabandistas más famosos de la galaxia y que eventualmente llegaría a ser en uno de los héroes de la rebelión que derrotó al imperio galáctico. La historia de esta película con un joven Han (Alden Erenreich) sobreviviendo en las calles del planeta industrial Corellia. Han y su novia Qi'ra (Emilia Clarke) se dedican a hacerle uno que otro trabajo a una gangster de nombre Lady Próxima, pero cuando un trabajo sale mal Han y Qi'ra deben huir. Han le propone a Qi'ra viajar fuera de Corellia y le dice que su sueño es tener su propia nave espacial y ser el mejor piloto de la galaxia. Cuando se disponían a abordar un transporte, Qi'ra es capturada y Han tiene que ocultarse. Para evitar que lo gangsters lo capturen, Han firma como recluta para ser soldado del imperio galáctico. Tres años después, Han es parte de un pelotón del ejército imperial. Por su actitud desafiante e insubordinación este fue expulsado de la academia imperial para pilotos terminando así como soldado raso. En el planeta Mimban el ejército imperial continuaba con su misión constante de expansión, conquista y dominio. Allí Han conoce a Beckett (Woody Harrelson), Val (Thandie Newton) y a Rio Durant (Jon Favreau) quienes son unos ladrones que se disponían a robar una nave de carga imperial para un robo que tenían planificado. También allí en Mimban, Han conoce a Chewbacca quien es una criatura de la raza wookie y que


era prisionero del imperio. Han y Chewbacca escapan de la custodia imperial y se unen a Beckett y sus compañeros. Han se ofrece para ser parte del robo que tenía planeado Beckett y este acepta vacilante. El plan consistía en robar un tren que transportaba una carga del combustible coaxium. Este combustible permite a las naves viajar en el hiperespacio y es una de las comodidades más valiosas existentes. El robo iba acorde al plan, pero son interrumpidos por la banda de un personaje misterioso llamado Enfys Nest (Erin Kellyman) quienes en el intento de llevarse el coaxium provoca que la carga se pierda. Esto coloca a Beckett, Han y Chewbacca porque la carga debía ser entregada a Dryden Vos (Paul Bettany) quien es un gangster despiadado que no acepta muy bien que le fallen. Es en esas circunstancias en que Han Solo debe probarle a todo el mundo, en especial a sí mismo, que él tiene lo que hace falta para ser reconocido como el gran piloto y astuto contrabandista que todos conocemos.

'Solo: A Star Wars Story', al igual que su protagonista, tiene mucho que probar debido al cinismo que existe entre un sector significativo de los fans y de la crítica. Hace apenas unos seis meses estuvo en los cines 'Episode VIII The Last Jedi' y aunque fue un éxito masivo en la taquilla y recibió buenas críticas, la fanaticada quedó dividida. A los que les gustó el filme (como a mi) les agradó las decisiones creativas que se tomaron y que retaron la norma de lo establecido anteriormente en la franquicia. A los que no les gustó fue exactamente por la mismas razones. Hay que destacar que a este sector de fans no sólo no les gustó el filme, para ellos fue una afrenta a la memoria y dignidad de todo lo que es Star Wars. Otros también continúan diciendo que la película arruinó sus infancias y comentarios hiperbólicos de esa naturaleza. Ante este escenario de división y cinismo entre muchos fans, Lucasfilms/Disney tendrá un gran dilema en sus manos si 'Solo' no cumple las expectativas de al menos darle justicia al personaje de Han Solo. La película se beneficia de un buen elenco, de un director experimentado, de los efectos


especiales de la siempre confiable compañía Industrial Light and Magic y de un libreto co-escrito por Lawrence Kasdan. En lo que consta al elenco, Alden Erenreich demuestra que se siente cómodo en el rol de un joven Han Solo y lo mismo se puede decir de Donald Glover quien interpreta la versión joven de Lando Calrissian. Glover se destaca un poco más por este tener un carisma natural. Su experiencia en comedias como 'Community' y 'Atlanta', sumado a su experiencia como comediante de stand-ups, le permiten darle vida a Calrissian sin necesariamente imitar lo logrado por Billy Dee Williams en los episodios V y VI. Pero no se equivoquen, la actuación de Erenreich tampoco se reduce a una mera imitación de Harrison Ford. El resto del elenco luce bien, en especial Woody Harrelson como Beckett y Joonas Suotamo como Chewbacca. Debo decir que algunos de los personajes son utilizados poco o no son desarrollados lo suficiente como para que dejen una impresión duradera. Paul Bettany como el


villano Dryden Vos luce bien aunque aparece mucho en pantalla y termina siendo opacado por cierta presencia que no puedo mencionar debido a que sería un spoiler. Debo admitir que la música no me dejó buena impresión. Cuando único sentí que la música sí le hacía buena compañía al filme fue cuando se le hacía homenaje a las composiciones clásicas de John Williams. La combinación de dirección y libreto es muy buena, pero si hay un consenso es que la historia no toma muchos riesgos. Como dicen en inglés, “They play it safe.” En el filme se presentan los momentos cruciales en la formación de Han Solo. Se explora su tiempo como soldado del imperio y cómo conoce a Chewbacca.


También se presenta su encuentro con Lando Calrissian y cómo se hace dueño de su nave el Millenium Falcon. Además se presenta el momento en que Han pilotea su nave en lo que se conoce como el 'Kessell run' que fue mencionado en la película original. Estos momentos son acompañados por varias secuencias de acción muy entretenidas como el robo del tren y el robo en las minas del planeta Kessell. Se puede comparar esta película con las precuelas de la saga principal al ambas presentar visualmente el pasado de unos personajes que sólo se tenía conocimiento por referencias en la trilogía original. De la trilogía original ya se sabía que Anakin Skywalker era Darth Vader y a la vez padre de Luke y Leia además de haber tenido un duelo con quien fue su maestro Obi-Wan Kenobi. Una cosa era saber eso y otra cosa es haberlo visto en las precuelas. De la misma manera, de la trilogía y del Expanded Universe ya se sabía que Han Solo fue


soldado del imperio y que en ese periodo conoció a Chewbacca además de haber ganado la posesión del Millenium Falcon venciendo a Lando en un juego llamado sabacc. Era totalmente predecible que esos y otros momentos de la formación de Han aparecerían en el filme. Quizás a algunos no les guste esa predictibilidad y la vean como algo detrimental, pero yo no lo considero así porque entiendo lo importante es la ejecución. La dirección de Ron Howard es muy eficiente y logra que el tono del filme sea semejante al de la trilogía original. Los fans como yo debemos aceptar que ninguna película que se haga va a replicar la magia de la trilogía original. Una de las críticas a 'The Force Awakens' es que era demasiado similar en su historia a 'A New Hope' mientras que 'The Last Jedi' ha sido rechazada por muchos porque se aleja demasiado de la trilogía original. Cuando Lucasfilms/Disney nombró a Ron Howard


para sustituir a los directores originales fue una movida para evitar que 'Solo' se alejara demasiado de lo que los fans ya conocen. Si 'Rogue One' fue un éxito fue porque pudo replicar visualmente el 'look' de la trilogía original y a la vez porque conectó eficazmente su historia con 'A New Hope'. 'Solo' logra lo mismo que 'Rogue One' aunque quizás con menos eficacia. Pero para ser honesto 'Rogue One' tiene la ventaja sobre 'Solo' en que esta es protagonizada por personajes nuevos y creados específicamente para esa historia. Mientras que 'Solo' trata sobre uno de los personajes más adorados de la franquicia y cualquier cosa que se haga con este recibirá mucha resistencia. Independientemente de todo eso para mi lo más valioso, algo que no me canso de repetir, es el factor


entretenimiento. Quizás 'Solo' en la suma de todas sus partes no resulte ser de lo mejor de la franquicia. De las cuatro películas producidas por Disney esta se puede considerar hasta ahora como la menos buena. Pero para nada es mala. Es muy entretenida especialmente si uno va con la actitud de pasarla bien y no de analizarla hasta el último detalle. Erenreich luce bien como Han Solo y el final da a entender que habrán más filmes que exploren este periodo en la vida de Han. Eso y que Erenreich está firmado con un contrato que tiene la opción para dos películas más así que a poco entendedor que la Fuerza lo ilumine.



Al momento de escribir estas palabras 'Solo' había recaudado sobre $100 millones de dólares en sus primeros cuatro días de estreno que incluyó el día feriado del Memorial Day. La proyección era que iba a recaudar más que eso y algunos consideran esos recaudos como decepcionantes. Esta es una señal curiosa de nuestros tiempos en que una película recauda más de $100 millones en cuatro días y se considera eso como una decepción. A la verdad que el mundo es raro. Como dije, 'Solo' se está viendo afectado por la división que causó 'The Last Jedi' y por las controversias tras bastidores que ocurrió durante su filmación. Pero también hay que decir que 'Avengers: Infinity War' y 'Deadpool 2' todavía están en cartelera y


haciendo buenos números en la taquilla. Llega un momento en esta etapa del año en que hay más de un blockbuster en cartelera e inevitablemente unos atraerán más audiencia que otros. Mi recomendación es que vean a 'Solo', ya sea en el cine o cuando esté disponible en otros medios, y le den una oportunidad aunque 'The Last Jedi' no le haya dejado buena impresión. La realidad es que Disney está empeñada en ofrecer anualmente una película de esta franquicia. A finales del 2019 llegará a los cines la culminación de la trilogía/secuela con Episode IX y ya se anunciaron que se filmarán películas basadas en los personajes de Obi-Wan Kenobi y Boba Fett. Esto apenas está empezando y lo mejor que podemos hacer es disfrutar lo más posible. Yo evito lo más posible que mi adoración por Star Wars me ciegue al punto de un apego y un fanatismo extremo. Yo no puedo hacer nada si una película es buena o mala. Yo no soy dueño del


producto y no está en mis manos lo que hagan o dejen de hacer con dicho producto. Lo que sí controlo es mi libertad de elegir si veo o no un filme y la actitud con que lo hago. Si el filme no me gusta pues mala suerte, hay que aceptar las cosas como son y continuar con nuestras vidas. Si la película es buena, aunque no sea un clásico, lo mejor que uno puede hacer abrir el corazón y llenarlo con la alegría que ese entretenimiento pasajero puede brindar. El mundo real es uno complicado y para evitar perder la cordura es útil perdernos en la ilusión de ser parte de un universo donde existen naves espaciales que viajan a la velocidad de la luz y que tienen héroes como Han Solo. Puede que alguien diga que Star Wars corre el riesgo de saturar la audiencia con demasiadas película tal y como sucede con el género de los comic books. A ese planteamiento de que puede llegar el momento en que haya demasiado Star Wars lo refutó diciendo una sola cosa... No hay tal cosa como demasiado Star Wars en nuestras vidas.


My score: 7½/10

IMDB: 7.2/10

Rotten Tomatoes: 70%

Metacritic: 62%

Cinemascore: A-


*Para más contenido sobre cine, televisión y Star Wars pueden visitar los grupos 'Cinéfilo sin remedio 2.0' y 'Dagobah's Cave' en Facebook.


*Las imágenes provienen de www.imdb.com; www.screenrant.com; www.whatculture.com

Archive
Search By Tags
Follow Us
  • Facebook
  • Instagram
  • Twitter

© 2020 Producida por Fornes & Miranda Enterprises, LLC.

  • w-facebook
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Clean
  • w-youtube
  • W-Pinterest