Recent Posts
Featured Posts

Nada me cura...


Últimamente he estado viendo y escuchando a muchas personas quejarse de que, aunque estén bajo tratamiento médico, su salud no ha mejorado como esperan, y experimentan toda la sintomatología como si no estuviesen haciendo nada para curarse, a pesar de seguir de forma rigurosa las indicaciones que se les han dado a través de la consulta médica.


En otros casos me he encontrado con personas que se enferman constantemente, otros han mostrado reacciones exageradas ante casi cualquier cosa, y se puede ver claramente el deterioro en su salud de forma general.


Todo esto se debe a que el mismo estrés que se está manejando incide directamente en la salud.


Es muy probable, que también conozcas gente así, o que tú mismo lo estés experimentando, que si esta clase de situaciones nos está sucediendo estemos ya bajo estrés crónico este es un tipo de trastorno que se caracteriza por una reacción emocional y conductual no saludable ante una situación identificable y prolongada de estrés, si bien es cierto el estrés es parte de nuestra vida, no es sano que llegue a este nivel, pues terminara como lo he dicho antes interviniendo directamente en nuestra salud.


Para identificar si padecemos de estrés crónico, debemos de presentar por lo menos durante 6 meses las siguientes situaciones (DSM-V):

  • Reacción emocional y conductual intensa, casi incapacitante, es decir que puedes llorar, enfermarte mucho antes de hacer un examen o presentar resultados en tu trabajo, estas reacciones no deben estar vinculadas a procesos de duelo ya que en ese caso tendríamos una respuesta normal, y no desadaptativa por la experiencia vivida.

  • Tener un deterioro significativo y evidente de tu actividad social, laboral o académica.

  • Experimentar un estado de ánimo depresivo, tristeza constante.

  • En algunos casos se tiene dificultad para respirar.

  • Experimentas dolor en el pecho constantemente.

Sientes ansiedad o preocupación desmedida.

  • Padeces de insomnio.

  • Te sientes incapaz de lidiar con los problemas cotidianos.

  • Experimentas dificultad para realizar tus rutinas diarias.

  • No puedes planear por adelantado.

Si has experimentado esto durante el tiempo señalado o más es muy probable que si estés padeciendo de estrés crónico, para ello lo más recomendable es que visites un psicólogo, para que te ayude profesionalmente.


Para evitar esta situación acá te dejo una serie de situaciones que pueden ayudar a que no padezcas de este tipo de estrés:

  • Aliméntate sanamente, trata de evitar la comida chatarra pues esta afecta y debilita nuestro cuerpo, causando estragos muchas veces irreparables.

  • Duerme lo suficiente, es mejor que trabajes casi de madrugada y no que te desveles haciendo las actividades que tienes pendientes.

  • Organízate mejor, si tratas de verificar mejor tu agenda, colaborarás con tu cerebro a nivel organizativo, y disminuirás la tensión tratando de recordar lo que debes hacer a diario.

  • Practica actividad física, date un tiempo para caminar o ir al gimnasio, tu cuerpo lo agradecerá, además que estarás de mejor ánimo.

  • Acepta tus limitaciones, hay situaciones que se escapan de nuestros manos y debemos tener la confianza en que alguien más nos ayude.

*Las imágenes provienen de: www.pixabay.com

Archive
Search By Tags
Follow Us
  • Facebook
  • Instagram
  • Twitter

© 2020 Producida por Fornes & Miranda Enterprises, LLC.

  • w-facebook
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Clean
  • w-youtube
  • W-Pinterest