© 2020 Producida por Fornes & Miranda Enterprises, LLC.

  • w-facebook
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Clean
  • w-youtube
  • W-Pinterest
Please reload

Recent Posts

San Juan Moda a tu Casa presenta hoy la propuesta de 11 diseñadores locales

July 16, 2020

1/10
Please reload

Featured Posts

 

A veces inconscientemente reaccionamos de manera inesperada ante ciertas circunstancias, estas conductas se conocen con el nombre de mecanismos de defensa, estas se activan para defendernos de aquello que nuestra consciencia interpreta como potencialmente dañino para nosotros.

 

Por lo tanto que los active nuestro inconsciente no es malo, sino al contrario esto nos ayuda a minimizar el impacto de las situaciones que pueden generarnos daños ya sea a corto o largo plazo, en nuestra estructura de personalidad.

 

Existen según algunos autores cuatro clasificaciones de estos mecanismos estos son las defensas narcisistas, inmaduras, neuróticas y maduras en esta ocasión me enfocare en las de tipo inmaduro, pues considero que son las que más activamos comúnmente.

 

A continuación conoceremos algunas de ellas:

 

Conducta agresiva-pasiva.

Esta la podemos identificar cuando nuestros amigos o familiares nos piden ir a alguna parte o hacer algo por ellos, y aunque no nos negamos, lo postergamos por mucho tiempo, o buscamos excusas para no realizarlo, o sabiendo que algo le molesta a alguien “inconscientemente” nosotros realizamos esa acción que al otro le provoca algún grado de malestar y terminamos excusando lo hecho como un olvido involuntario.  

 

La regresión.

Esto nos sucede cuando recurrimos a conductas, situaciones,  o acciones que nos funcionaron hace mucho tiempo, y nos dieron mucha satisfacción, alegría, esto puede suceder a nivel de recuerdos y en casos con alto nivel de estrés o ansiedad, podemos llegar a comportarnos como si estuviésemos de nuevo en ese momento.

 

El Bloqueo.

Por lo general cuando una situación tiende a sobrepasar mi capacidad de manejo emocional, suele activarse esta defensa que consiste en inhibir temporalmente de mi pensamiento la gravedad de la situación que debo de enfrentar, y puede resultar por ejemplo beneficiosa en situaciones como el fallecimiento de un ser querido, pues alguien debe estar lo mejor posible para encargarse de todo lo que conlleva un servicio funerario, esta se desactiva cuando ya se haya cumplido con lo necesario, o un par de días después, que comprendemos que esa persona en efecto ha fallecido. 

 

La somatización.

Acá lo que hacemos es transformar nuestros problemas psicológicos en síntomas corporales para no enfrentar conflictos que no ha podido resolver. Ejemplo: mujer que ante la pérdida del cariño de su hijo, desarrolla súbitamente una ceguera.

 

*Las imágenes contienen su respectivo enlace de donde se obtuvieron las mismas.

Please reload